domingo, 12 de julio de 2015

Efectos secundarios

Cuesta arriba todo parece distinto, pero nadie podía pensar que aquel tipo pudiera adelantar al grupo con tanta facilidad. Y lo curioso fue verlo festejar su escalada de aquel modo, sobre el sillín, haciendo aspavientos, agitando el bidón de agua como si fuera cava y regando al público.

Sin duda el tratamiento para su enfermedad le había dado alas a aquel aparente tullido, mientras que a los esforzados pedaleadores les habría sentado mal el desayuno.

—Es la primera vez que adelanto a alguien —oyeron todos gritar al lisiado antes de verlo desaparecer tras la curva.

23 comentarios:

  1. Algunos términos resultan desconocidos para mí, pero esa es la magia de recrearse en letras transatlánticas. Que se aprende tanto que se te pega lo que a bien te guste. El tullido tuvo su oportunidad, como todo la tenemos en la vida y no iba a desaprovechar. Otro besito que traspase fronteras

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El idioma es de todos y las palabras están ahí para ser usadas y compartidas. Por eso es tan divertido hablar. A mí también me gusta encontrar giros y expresiones de ultramar. Y sobre todo me gusta que pases por mi blog a leer historias.
      Un beso
      Juan M

      Eliminar
  2. Pues hay que felicitar al tullido por su esfuerzo y pedirle también el nombre del Doctor que lo atiende, uno nunca sabe cuando se puede necesitar, ¿verdad? aunque seguramente 5 Red Bull de golpe pueden causar el mismo efecto en el organismo.
    Excelente micro Juán!
    Abrazo fuerte!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nunca se sabe cómo va a reaccionar el organismo, y en ocasiones el menos esperado nos da una lección. El tullido es un ejemplo de eso al principio, pero no sabemos qué le pasó tras la curva.
      Me alegro de tu visita, Miguel.
      Un saludo
      Juan M

      Eliminar
  3. Yo también le he dado vueltas a las carreteras secundarias......

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me dirás qué mandaste a la SER para las carreteras secundarias. Ahora estoy dándole vueltas al siguiente tema, el de las motos, y ando un poco parado, editora mía. pewro seguro que sale algo.
      Disfruta de tus vacaciones sin wifi, Arantza.
      Un bico estepario (aunque el fin de semana me voy a Bilbao)
      Juan M

      Eliminar
    2. Me lo reservo para ulteriores aventuras. Si estas muy interesado te lo paso por e-mail, siempre que hagas solemne juramento anti plagio, jajaja

      Eliminar
    3. Juro solemnemente no plagiarte, editora mía, de aquí a que me haga rico y desdeñoso. Pero mándamelo y te envío las galeradas de "Jaramillo" en diciembre
      Bicos
      Juan M

      Eliminar
  4. Quién le quita lo pedaleado aunque después venga el control anti dopping. Para algunos la felicidad es ganar; para otros adelantar a alguien y para la mayoría llegar, últimos, pero llegar a la meta.
    Yo vengo allá atrás del pelotón corriendo sin bici.
    Beso va
    San Montelpare

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es, Sandra, el minuto de gloria vale mucho. Y luego viene la realidad para ponernos en nuestro sitio.
      Un beso va.
      Juan M

      Eliminar
  5. Lo dicho sembrao, te veo sembrao.
    Si te fijas úñltimamente tus párrafos parece que van a decir acció... corten.
    Están muy bien medidos y son escenas claras, `palpables y llenas de sentido.

    Otro relato de acción contundente y de contraste. La alegría del que se ve ganador y el ostión final. Lo imagino al borde de la carretera snagrando.
    Y es que todo lo que sube... baja.
    Enhorabuena lo repito sembraooo.
    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tal vez el calor, maestro Montesinos, es mi musa. Ahora, para los micros uso una técnica a mitad de camino entre el impromptu y el impresionismo teatral. No me gusta dar muchos datos sobre espacio, tiempo y personajes, y así el lector decide.
      Un placer tenerte por aquí, maestro. Un abrazo
      Juan M

      Eliminar
  6. Pues yo creo que después de la curva siguió to derechito hasta la meta, Y ganó y demostró que el quiere puede.
    Por cierto, a ti a escribir tampoco te gana nadie, ¡madre mía, uno tras otro!, te envidio...
    un abrazo
    Rosy

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, es que, como el ciclista tullido, algo me mueve. Y la musa siempre anda cerca, como puse aire acondicionado en casa...
      Un beso, Rosy.

      Eliminar
  7. sin respaldar nada...pero parece que esta vez el fin justificó los medios

    un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro. No estaba dando mal ejemplo el ciclista lisiado sino que se estaba demostrando a sí mismo a qué sabía el triunfo.
      Gracias por tus palabras, Laura
      Juan M

      Eliminar
  8. Ya se porque estas tan sembrado que lo estás , el aire acondicionado te trae las musas por las rendijas, hace poco resoplabas con el calor y claro ahora fresquito las ideas fluyen con mas rapidez.En este micro el pobre tullido pierde en sentido y todo tras la curva, pero antes fué feliz al adelantar a todos, que es lo que importa el "minuto de gloria" ese todos lo queremos aunque despues venga la ecatombe y todo se vaya al traste.
    Un beso calurosillo, ya empieza otra vez el calor por Vigo.
    Puri

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, mi musa se llama Fujitsu jajaja
      Estoy de acuerdo contigo cuando dices que lo importante es el minuto de gloria. Luego viene la factura, pero ese minuto vale todo el esfuerzo y el riesgo.
      Me encanta que te pases, Dulcinea.
      Un beso y un poco de aire fresquito. Y muchas musas.
      Juan M

      Eliminar
  9. Ay esas ayuditas, je je. Qué bueno que te hayas apuntado a los micros viajeros, que no pare.

    Abrazos Juan Manuel.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que me relaja mucho escribir cosillas. No siempre sale, pero qué más da, porque tengo visitas que me animan, como el "bálsamo" que tomó el tullido.
      Un abrazo, padrino
      Juan M

      Eliminar
  10. Hay impulsos y fuerza de voluntad que pueden con todo. Espero que tras la curva fuera del todo feliz y siguiera su camino.
    Buen propuesta Juan Manuel.
    Besicos muchos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ojalá, pero a él le valía con su modesto triunfo. Como a mí, que me encanta que la gente pase a leerme y deje sus opiniones.
      Un besuco, Nani
      Juan M

      Eliminar
  11. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar

El autor querría saber tu opinión...

EL LINAJE ANTE TODO

Los padres de Tomás insistían en recuperar al estúpido de su hijo pese a que el pago del rescate podría suponerles un tremendo descalabro ...